Ya llegó la plataforma vibratoria. La ha traido una empresa de transportes.

Lo malo: he tenido que montarla yo, y no es que sea muy manitas...

Lo bueno: no es complicado y he terminado enseguida.

Atención: leeros bien las instrucciones, que si no te pueden sobrar tornillos.

La he probado 10 minutos en el programa 1 y me ha gustado bastante. No sé si adelgazará, pero cansa bastante. He estado de pie con las rodillas un poco flexionadas y he acabado como si hubiera estado corriendo un montón.

Dicen que 10 minutos de plataforma vibratoria es equivalente a 1 hora de carrera. No sé si será verdad, pero cansar cansa, sobre todo en determinadas posturas.

Voy a probar 2 sesiones de 10 minutos al día y dieta e iré posteando los resultados, así no me desanimo (sobre todo con la dieta)