A ver si los políticos se dan cuenta en España de lo interesante del "modelo alemán" en las empresas y a los funcionarios: fomentar la contratación a tiempo parcial (ofrecida de forma voluntaria a los trabajadores que les interese).

Con ese modelo los alemanes han conseguido dismiuir el paro (que nunca han tenido mucho) y mejorar la conciliación de la vida familiar y laboral de muchas personas. Eso sí que es matar 2 pájaros de un solo tiro.