Esta mal alegrarse por la muerte de otro ser humano, pero estas personas solo recibirán lo que ellos mismos cosecharon, causaron dolor y sufrimiento y es lo que recibirán, serán una carga y un peligro menos para la sociedad.